Visión de un diseñador gráfico. ¿Cuál es su papel?

Visión de un diseñador gráfico. ¿Cuál es su papel?

La visión de un diseñador gráfico es vital para cualquier proyecto audiovisual. Sin embargo, resulta peculiar comprobar la distinta percepción que posee cada uno del papel de un diseñador gráfico. Por eso, hoy queremos analizar a fondo qué es un diseñador gráfico, cuál es su papel y qué es lo que lo convierte en ello.

Seguro que alguna vez te has preguntado “qué es un diseñador gráfico” y a estas alturas ya “te has hecho una idea”. Pero, el mundo del diseño gráfico es francamente amplio y eso puede derivar en distintas percepciones del papel de un diseñador gráfico.

Esto puede incurrir en definiciones algo inexactas, pero todas y cada una de las percepciones tienen varios factores clave que ayudan a definir cuál es la visión de un diseñador gráfico y su finalidad.

Qué es un diseñador gráfico

El diseñador gráfico o diseñadora gráfica es, por supuesto, un profesional de la comunicación visual. Por ende, como cualquier otro profesional del sector, su objetivo siempre será la de la comunicación visual. Es decir, expresar y transmitir ideas, conceptos o emociones a través de composiciones visuales basadas en formas, colores, tipografía y/o fotografía.

Sin embargo, esta definición es inexacta, puesto que otros profesionales del sector como pintores o ilustradores se podrían llegar a enmarcar dentro de la misma. Es por eso que resulta crucial recalcar que la visión de un diseñador gráfico no es meramente artística.

Esto significa que mientras que la visión de un artista busca evocar una sensación o emoción a través de una creación propia, cargada de “su esencia y personalidad”, fruto de la expresión artística que supone, por ejemplo, la pintura, la visión de un diseñador gráfico busca solucionar de manera funcional y estética la manera de comunicar un mensaje o concepto. En resumidas cuentas, un artista “da a luz” a una obra de arte, por norma general sin encontrarse sujeta a normas o condiciones, mientras que el diseñador gráfico compone una solución visual a un mensaje que ha de ser transmitido en función de distintos parámetros, tales como el soporte, un contenido definido o una estrategia de marketing, entre otros.

Qué aporta la visión de un diseñador gráfico

Un diseñador o diseñadora gráfica ha de contar con la creatividad y educación visual necesaria para lograr transmitir ideas, conceptos o sensaciones determinadas en función de lo que el proyecto requiera.

De esta manera, la visión de un diseñador gráfico se antoja indispensable para la creación de identidades visuales, creaciones de marca y estilos estéticos de empresas y distintos negocios.

Gracias a la labor del diseñador gráfico, se puede definir la percepción que posee el gran público sobre una marca o empresa. Prácticamente cualquier proyecto necesita distinguirse de su principal competencia, por lo que requiere una identidad visual que lo diferencie y aporte una imagen clara y concisa de su actividad y principales ventajas con respecto a sus competidores.

El diseño gráfico es el embajador silencioso de tu marca.

Paul Rand.

De esta manera, la visión de un diseñador gráfico ayuda en gran manera a lograr los objetivos marcados en cualquier proyecto. Ayuda a lograr mayor identificación de marca por parte de clientes asiduos y potenciales, y ayuda a segmentar al público objetivo.

Cuál es el papel del diseñador gráfico un proyecto

Como ya hemos comentado con anterioridad, el diseño gráfico abarca multitud de disciplinas, poseyendo así numerosas categorías. Es por eso que podemos encontrar diseñadores en campos como el branding, el diseño editorial, el diseño publicitario, el digital, etc. Por lo que podríamos aseverar que existen “tantos tipos de diseñadores gráficos como disciplinas”.

De esta manera, la función de un diseñador o diseñadora gráfica puede ser muy variada. No obstante, estos son los papeles más comunes desarrollados por el diseñador o diseñadora en un proyecto:

  • Diseñador multimedia: Un diseñador gráfico multimedia es un creador audiovisual capaz de generar videos y animaciones en multitud de medios, formatos y soportes.
  • Desarrollador web: Aunque cada vez es más común encontrarse con diseñadores gráficos multidisciplinares, capaces de programar y a su vez diseñar. El papel esencial de un diseñador gráfico en el sector del diseño web es la conciliación de la estética del sitio web con la experiencia de usuario y accesibilidad de esta mediante la estrecha colaboración con el departamento de programación.
  • Diseñador de branding: Su principal misión es la creación y preservación de la identidad visual de una marca o negocio, así como lograr transmitir la esencia de esta al público objetivo a través de distintas soluciones visuales.
  • Diseñador de packaging: Un diseñador gráfico no solo se responsabiliza del diseño visual del embalaje en un proyecto de packaging. También es habitual que resuelva morfológicamente el envase para lograr la mejor experiencia de usuario posible, además de buscar el material óptimo para el packaging y el producto en cuestión.
  • Diseñador editorial: Aunque con el auge del diseño digital el sector editorial más tradicional como la maquetación de libros, periódicos y revistas se ha podido ver afectada, la labor del diseñador gráfico editorial continúa teniendo un gran peso, haciéndolo indispensable para la maquetación de los distintos formatos existentes.

Qué requiere un buen diseñador

Las habilidades de un diseñador gráfico son diversas y muy variadas y dependen de su campo de actividad habitual. Sin embargo, existen varias condiciones que los diseñadores gráficos han de tener en común.

  • Amplia cultura general: A fin de contar con el mayor número de información posible para desarrollar distintos y más variados diseños, con mayor y mejor contenido, un diseñador gráfico ha de contar con conocimientos históricos, contextuales, y de cultura general. Esto facilitará la tarea a la hora de encontrar mejores soluciones gráficas.
  • Evolución constante: El diseñador o diseñadora gráfica no dejan de aprender a lo largo de su carrera. Como creativos resolutivos dependen de su entorno y contexto sociocultural, por lo que han de saber adaptarse a las circunstancias y necesidades del público objetivo. Además, su aprendizaje es permanente, por lo que se ven obligados a conocer y manejar las nuevas tecnologías y corrientes estilísticas emergentes.
  • Aptitudes pisco emocionales: El diseñador gráfico ha de ser capaz de empatizar con el público objetivo a fin de optimizar el efecto de un diseño sobre este. Sin una reflexión crítica, una buena habilidad comunicativa y conciencia social, es difícil lograr el impacto deseado en un diseño. Así, la capacidad de “conectar con el público” ha de ser una de sus mayores virtudes.
  • Creatividad e ingenio: El factor más artístico y creativo del diseñador gráfico quizá sea el más crucial, dado que puede marcar la diferencia entre un diseñador mediocre y uno excepcional. Por supuesto, los diseños siempre suelen estar sujetos a condiciones por parte de los clientes, pero la capacidad resolutiva del diseñador resulta determinante.

Conclusión

Esta es nuestra particular visión del diseñador gráfico. Como de costumbre, esta sujeta a interpretaciones, así que te animamos a opinar, comentando si estás de acuerdo o discrepas con nosotros.

Esperamos que nuestro artículo haya resultado de tu interés. ¡Te esperamos en nuestra próxima entrada!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Volver al blog